Memoria Anual

2016 será recordado como el año del cambio, el año de la incertidumbre y el año de la inestabilidad internacional.

Finalizamos el año con cambios en la Presidencia de los EE.UU., mantuvimos un precio del barril de petróleo a la baja en la primera parte del año para cambiar la tendencia en otoño y apuntar alzas sobre todo después de los acuerdos de la OPEP. El dólar/euro ha mantenido todo el año un cambio muy inestable. Tan pronto era el Euro la moneda fuerte perjudicando nuestras exportaciones como, de repente y sin motivo lógico era el dólar la moneda de referencia lo cual nos ayudaba en nuestras ventas al exterior.

La desconocida situación política por la que ha atravesado España en los últimos 12 meses tampoco ha ayudado a sosegar el ambiente y lo único que ha producido a nuestros empresarios ha sido ansiedad y a veces desconcierto por saber qué rumbo tomaría nuestra economía.

Con este panorama sobrevivir ya era un reto y creo que el cierre del ejercicio no ha sido tan malo, aunque siempre queremos más.

2016 no ha sido 2015 aunque el primer semestre parecía que podía serlo. Con la llegada del verano llegaron las dudas y todos los indicadores arriba mencionados ayudaron a provocar caídas consecutivas en nuestras exportaciones.

Europa sigue mal, floja y sin rumbo y Francia por segundo año consecutivo se lleva la palma. La inminencia de elecciones tanto en Francia como en Alemania ha hecho que las economías de estos gigantes europeos se ralenticen en espera por conocer la ruta a seguir por sus nuevos líderes políticos, la agricultura se ha visto muy afectada y muchos agricultores europeos han aplazado sus inversiones en espera de tiempos mejores.

Francia acabará 2016 con una ligera subida de un 0,51%, pero lo malo es que serán ya 2 años sin variación en nuestras ventas, lo cual supone una caída global de 1/3 de nuestras ventas al país galo. Habremos perdido un tercio de nuestras exportaciones de 2013!!! Lo cual es muy serio teniendo en cuenta que Francia sigue siendo nuestro primer cliente.

La tónica es general en toda Europa y las ventas al Continente bajarán un 0,5% en su conjunto. Aguantan Portugal, Alemania y Países bajos. Se salvará por los pelos el Reino Unido y caerá Italia. Turquía parece que salvará los muebles, lo cual es meritorio después de todos los acontecimientos del pasado verano!!! Rusia no levanta cabeza y seguirá cayendo hasta que no se levanten las sanciones económicas impuestas por la UE.

El norte de África sigue siendo un buen mercado para las empresas españolas, sobre todo Marruecos. En su conjunto el Magreb subirá sobre un 8% y el país alauita sobre un 13%, destacar la mala situación por la que atraviesa Argelia que caerá cerca de un 18% en sus compras a España y Egipto con más de un 40% a la baja. Se rumorea una devaluación importante en Argelia en estos primeros meses de 2017 y Egipto tiene una situación geoestratégica que lo hace muy vulnerable en estos momentos tan convulsos en la zona de Oriente Medio.

El efecto dólar se puede ver de manera muy distinta si miramos a América Latina o miramos a Asia. La fortaleza de la moneda americana referente en el Continente hermano no termina por reflejarse en nuestras exportaciones que crecerán un 5%.

En cambio el comportamiento de nuestras exportaciones a Asia ha sido un año más ejemplar y esperamos cerrar el ejercicio con un crecimiento del 16% que sumado a las ventas del 2015 hacen un acumulado de casi un 50% en dos años.

En conclusión, un año lleno de alegrías pero también de sin sabores y preocupaciones!!!

AGRAGEX no quiere terminar estas líneas sin animar a nuestros socios a seguir en la brecha y no dejar de mirar adelante, siempre adelante y que nuestra organización siempre estará a vuestro lado.

AGRAGEX te esta esperando. LLÁMANOS.

Archivo adjunto:

Memoria Agex 2015Memoria Agex 2016

 

Volver arriba